Es muy importante saber dónde se deposita la uralita con amianto, un componente prohibido y que está siendo eliminado en multitud de construcciones antiguas. Esta es una función delicada, por lo que la empresa que lo lleve a cabo necesitará contar con un permiso de retirada de amianto debido a la peligrosidad que conlleva su manejo.

Este material deberá ser depositado en unos vertederos específicos debidamente autorizados o en una planta de destrucción de amianto. Al finalizar su destrucción dicha planta expedirá un certificado que lo acredite.

Procedimiento para la retirada de amianto

Desde finales del año 2002 no se permite emplear el amianto para la construcción. Si tras una reforma u obra similar se localiza algún componente que lo contenga, es recomendable proceder a su retirada. Como hemos indicado, este proceso lo debe realizar una empresa que haya conseguido el correspondiente permiso.

✔️ Según la normativa vigente en España, un aspecto importante en la retirada del amianto es el de su envasado. Como hablamos de un material peligroso para la salud, es muy importante que el embalaje no presente ninguna fisura ni fuga. Este empaquetado se realizará con plástico suficientemente resistente.

✔️ El siguiente paso será el etiquetado de las distintas piezas de amianto retiradas.

✔️ Posteriormente estas piezas se almacenarán de forma temporal fuera del lugar de trabajo habitual. Después, la empresa autorizada procederá a su recogida y transporte a un vertedero autorizado, el cual debe realizarse en un plazo no superior a las 24 horas, salvo en casos excepcionales.

✔️ Finalmente, los residuos serán depositados en un vertedero autorizado en el que serán destruidos.

Para saber cómo y dónde se deposita la uralita con amianto, la mejor solución es contar con una empresa experimentada y que disponga de un equipo de profesionales experimentados. En Ecoingenierías llevamos décadas ofreciendo soluciones a las delicadas retiradas de construcciones en las que está presente el amianto.